Hazaña Consumado

Realizado el 7 de septiembre de 2015

Ascenso « Le Grand Capucin »

  • Disciplina : Deporte de la Montana > Alpinism
  • Handicap : parapléjico D6/D7
  • Establecido por : Vanessa Francois
  • Nacionalidad :
  • Lugar :

El Gran Capuchino (Grand Capucin, Alpes)

¡Qué vértigo el poder realizar un sueño casi imposible!

3 días pasados realmente en la montaña, ¡casi no me lo creo! Pero sí, ¡fue posible! Gracias a Liv Sansoz, Fabien Dugit y Cédric Lachat ; Bertrand Delapierre en la pared y también todo el equipo del campamento base y los porteadores : Juliette Claye, Mathilde Emonet, Marcelle Emonet, Eliza Sprecher, Laurent Soyris, Boris, Paul Robach, Maxime Magnani, Sylvain Pétrop, Stéphane Gayraud, Thomas Bekker, Tim Green (piloto ¡emérito! del paramotor), pude escalar la vía “l’Echo des Alpages” al Gran Capuchino. Nos paramos a escasa distancia de la cumbre por lo empinado, casi vertical, de la pared en los últimos metros. Pero fuimos hasta el límite del placer y de nuestras posibilidades. ¡Y es lo que cuenta !

Dos semanas antes, Cédric y Fabien habían fijado cuerdas a lo largo de la vía para hacer más fácil la empresa. El domingo 6 de septiembre, un equipo subió al pie del Gran Capuchino para instalar el campamento base y preparar el anclaje de la tirolina que me ayudaría a salvar la dificultad de los 3 primeros tramos, poco empinados. También señalizaron una pista de aterrizaje para el paramotor pilotado por Tim Green.

Sí, éste fue el medio elegido para que yo pudiera alcanzar el campamento base porque salvar las grietas con el luge habría resultado demasiado complicado.
Lunes 7 de septiembre : ¡Por fin puedo empezar la aventura! Usamos, pues, la increíble cabina del Skyway.

¡Ya está!, despegamos hacia el campamento base. Aterrizamos sin problema y me reúno con el magnífico equipo que me recibe calurosamente.

El tiempo pasa más rápido de lo esperado y esto nos obligará a adaptarnos a lo largo de este periplo. En efecto nada había de pasar como lo teníamos previsto. Pero estoy frente el alpinismo que me gusta : enfrentar lo desconocido, reaccionar adecuadamente, guardar la calma. Sentí mucha emoción cuando Fabien y Cédric decidieron formar parte de este ascenso porque su enorme experiencia nos ha permitido superar las dificultades de este sueño mío, ambicioso. Además Liv confía en mí… ¡Toda esta sinergia me ha permitido sentirme a gusto en medio de aquellas montañas!

Ahora Cédric y Liv están preparando un montaje hipersofisticado con el fin de que yo pueda subir unos 150 metros con la tirolina. Me agarro a ésta y empiezo a subir pero, ¡qué raro!, las cosas no pasan como en el gimnasio… ¡y es que la tirolina es 15 veces más larga!

No consigo encontrar una postura correcta para trepar y la tirolina me lastima el costado. Así que tengo que aceptar que Fabien y Cédric me empujen a lo largo de la tirolina.

Llegada al final de ésta, Fabien me lleva a hombros mientras Cédric está detrás para sujetar mis piernas hasta alcanzar la plataforma donde he de vivaquear con Liv y Bertrand. Los espero tranquila en el saco de dormir con el termo y los víveres. Liv, nada más llegar, prepara la comida. Después de una buena noche y un buen desayuno, sólo quiero una cosa : ¡subir!
Por fin estoy colgando de la cuerda que Cédric aparta de la pared para que yo pueda evolucionar.

Lo hará durante toda la jornada… ¡No es de extrañar que al final quedara sin aliento!
También podía contar con la calma y la confianza de Fabien. ¡También con Bertrand entre dos tomas fotográficas! Subimos lo más rápido posible para ir hasta el máximo de nuestras posibilidades. Tan sólo el tiempo de apreciar el momento y ¡Venga!¡A bajar!, una bajada fulgurante en rápel, agarrada a Cédric, hasta la plataforma para pernoctar otra vez.

Al día siguiente, me despierto tranquilamente, con el desayuno servido en el saco de dormir por Liv y Bertrand. Cédric, a pesar de una malísima noche, va a llevarme en una silla de tijera al pie del Gran Capuchino. Me encanta reunirme al pie con Maxime. El está siempre de buen humor, le sobra energía y creyó en el proyecto desde el principio.
En el campamento base me reciben como a una reina. Juliette me sirve té con galletas.
¡Ojo! ¡Despegue inminente! El mono de esquiar, el luge y… ¡Adelante, a sobrevolar la montaña ! ¡Vaya espectáculo más fantástico! En aquel momento me invade una mezcla rara de emociones.
Me han encantado los 3 días en la montaña y estar ahora a bordo del paramotor. Pero ¡cuánto me hubiera gustado permanecer allí, en el reino de las cumbres! Pero bueno, moverse, ir hacia adelante, eso es vivir, ¿verdad? Entonces aprovecho el instante y la energía de todos para un aterrizaje de Tim y yo, en traje de esquiar… ¡sobre la hierba !
.

El enlace hacia la venta de dvd : http://www.vanessafrancois.com/?p=1769

El teaser del documental "Rêver sous les étoiles" ( « Soñar bajo las estrellas » ):
https://vimeo.com/141145217



La hazaña en imágenes